Trucos eficaces para limpiar todos los cristales de nuestro hogar

En esta ocasión te traemos desde Gizhogar unos cuantos trucos para limpiar todos los cristales de nuestro hogar de manera más eficaz. Las ventanas y cristales son un blanco fácil para la suciedad y las manchas, por eso vemos necesario tener en cuenta unos consejos sencillos para poder limpiarlos mucho mejor.

Cómo limpiar todos los cristales de pegatinas y pintura

Lo primero que tenemos que hacer es quitar la pegatina que no queremos que esté en nuestro cristal, rociamos la zona en la que quede pegamento con el limpiacristales que tengamos en casa y después esperamos un minuto para que haga efecto. Limpiamos la zona con un trapo y debería haberse quitado toda la suciedad. Si no es así, podemos rascar con una paleta, pero con mucho cuidado de no rayar nada.

En cuanto a la pintura, es algo bastante habitual si pintamos las paredes de dentro de casa o incluso la fachada, porque puede que no las hayamos tapado bien y cuando los destapemos nos podemos llevar una sorpresa desagradable.

limpiar todos los cristales

Ten cuidado a la hora de mezclar productos de limpieza

Pues bien, lo primero que debemos hacer es echar una pizca de disolvente en un trapo y la pintura desaparecerá fácilmente. Ten en cuenta que si la base de la pintura es al agua, bastará con un trapo húmedo sin disolvente para quitarla. Sin embargo, si es aceitosa, con un poco de aguarrás del que tengamos en casa se irá también. En este caso podemos ayudarnos de una paleta para rascar la pintura si vemos que cuesta mucho quitar la mancha.

limpiar todos los cristales

Para quitar las manchas de pintura, fíjate primero en la base que tiene

¿Y los muros de vidrio?

Podemos utilizar aparatos eléctricos para ayudarnos a limpiar todos los cristales y el vidrio, como el Cecotec WinRobot 870, pero si no contamos con uno de estos utensilios, los muros de ladrillos de vidrio se deben limpiar de manera periódica para eliminar el polvo y la suciedad acumulados. Tenemos que limpiar las zonas de unión con un cepillo de dientes mojado en agua y jabón, así quedarán totalmente limpias y brillantes.

Después, ya podemos limpiar los ladrillos de vidrio. Si humedecemos una bayeta con una mezcla de agua y amoníaco, el vidrio del muro volverá a recuperar su brillo natural, además de eliminar la grasa que puede haber en él por tocarlo.

limpiar todos los cristales

Los muretes de vidrio deben limpiarse periódicamente

En cuanto a los detalles que puedan llevar los ladrillos, puede que el paño o bayeta que usemos no elimine completamente la suciedad de todos los rincones, así que podemos volver a utilizar el cepillo de dientes humedecido ahora con la mezcla de agua y amoníaco. Después, solo tenemos que dejar secar y quedará perfecto.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies