La importancia de las almohadas en el descanso

Habitualmente suele hacerse mucho hincapié sobre el reemplazo de los colchones tras varios años de uso, pues la consecuencia de no hacerlo puede repercutir seriamente sobre el cuerpo y dolores en las cervicales. Sin embargo, elegir las almohadas incorrectas puede traer las mismas malas experiencias de descanso, por lo que es momento de darle la importancia que se merecen.

Optar por almohadas idóneas va de la mano con las costumbres particulares de cada persona a la hora de dormir, ya que la ergonomía se basa en mantener la posición del cuello, cabeza y hombros en armonía con la posición natural de la columna vertebral y ello cambia según si uno suele descasar boca arriba, abajo o de costado. A todo ello debe complementarse con la elección de materiales y alturas correcta, por lo que no sorprende la variedad de opciones disponibles en fabricantes como almohadas uptook.

El dilema de encontrar las almohadas correctas

Almohada

El mercado se ha especializado en almohadas en los últimos años

Aunque muchas veces se crea que el colchón es el culpable de los dolores de espalda o cuello, las almohadas pueden traer aparejados los mismos problemas. La clave para escapar de un mal descanso consiste en considerar nuestra complexión física así como el hábito de adoptar una postura determinada para dormir.

Por ejemplo, si se acostumbra a dormir boca arriba o se suele moverse mucho durante la noche y cambiando de postura a cada rato, se recomienda apostar por una firmeza y un grosor de grado medio. De esta forma se sumas más posibilidades de lograr una alineación de los tramos cervical y dorsal de la columna.

Para los amantes de dormir de lado o apoyados sobre un hombro, la clave está en conseguir almohadas más gruesas y firmes que a priori podrían parecer más altas de lo normal. En caso contrario, quienes acostumbre a descansar boca abajo, se recomienda apostar por materiales más blandos y finos que faciliten que la cabeza de la persona quede alineada con el cuerpo lo más cerca de una posición vertical. Igualmente, este tipo de usuarios suelen ser los que más problemas de cervicales tienen con el paso de los años.

Finalmente, las almohadas también pueden ser fundamentales para personas con problemas de ronquidos, ya que los estudios marcan que adoptar una posición decúbito lateral o mejor conocida como fetal ayuda a disminuir la aparición de estos ruidos. Actualmente se encuentran en el mercado almohadas especiales que justamente llevan a adoptar esta colocación en la cama y evitar dormir boca arriba.

Vale destacar que actualmente se emplean mayoritariamente elementos como viscoelástica que suelen resaltar por una firmeza superior, mientras que las almohadas de pluma destacan por una mayor suavidad. También algunos materiales especiales de su composición se focalizan en ofrecer mayor frescura o mejor transpiración para los que suelen acalorarse durante la noche. Y es que no hay detalle librado al azar si se quiere lograr un sueño mucho más profundo y, por lo tanto, un descanso más óptimo.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Gizhogar
Logo